Información sobre la seguridad química del metanol

Metanol

El metanol es un tipo de alcohol no bebible (también conocido como alcohol de madera y alcohol metílico) que se usa mayormente para elaborar combustible, disolventes y anticongelante. Es un líquido incoloro, volátil, inflamable, y, a diferencia del etanol, es tóxico para el consumo humano. El metanol también se utiliza para producir una variedad de sustancias químicas adicionales, incluido el ácido acético.


El metanol se produce en muchos seres vivos de forma natural y en cantidades pequeñas, como parte de sus procesos metabólicos. Por ejemplo, el metanol se genera naturalmente en muchas frutas y verduras.

Usos y beneficios

Anticongelante


El metanol posee propiedades químicas que le permiten reducir el punto de congelación de los líquidos de medio acuoso y aumentar su punto de ebullición. Estos atributos permiten que el metanol se use como un producto anticongelante en el líquido limpiaparabrisas, para evitar que el líquido de limpieza se congele. También se inyecta en las tuberías de gas natural, para disminuir el punto de congelación del agua al transportar gas y petróleo.


Disolventes


El metanol se usa principalmente como un disolvente industrial para facilitar la producción de tintas, resinas, adhesivos y colorantes. Asimismo, se usa como disolvente para la fabricación de ingredientes y productos farmacéuticos importantes, como medicamentos para el colesterol, estreptomicina, vitaminas y hormonas.


Combustible


Aproximadamente, el 45 por ciento del metanol a nivel mundial se usa para la producción de energía. El metanol se puede usar como un tipo de combustible para vehículos o como combustible marino para los barcos. Además, se puede mezclar con gasolina para producir un combustible eficiente, conocido como éter butílico terciario de metilo (MTBE), que puede generar emisiones más bajas que la gasolina convencional. El metanol se usa adicionalmente en el biodiésel, un tipo de combustible renovable creado a partir de plantas o grasas animales que puede emplearse en lugar del combustible convencional o mezclarse con él.


Alimentos


El metanol se genera naturalmente en muchos alimentos, incluso en frutas y verduras. El metanol en la dieta ayuda a regular la actividad genética humana. También se produce en el sistema digestivo humano para facilitar el metabolismo de los alimentos.

Información de seguridad

La Administración de Seguridad y Salud Ocupacional de EE. UU. (OSHA) supervisa y regula la exposición a metanol en los entornos industriales. Asimismo, la OSHA establece los límites de exposición a metanol permitidos en los entornos industriales para proteger la seguridad de los trabajadores. El Instituto Nacional para la Salud y Seguridad Ocupacional de Estados Unidos (NIOSH) cuenta con varias guías y recursos sobre seguridad para los trabajadores que utilizan el metanol en los entornos industriales.


Según el Comité de toxicología de sustancias químicas en alimentos, productos de consumo y medio ambiente (COT), un comité científico independiente que ofrece asesoramiento a la Agencia de Normas Alimentarias del Reino Unido, el Departamento de Salud y otros departamentos gubernamentales y organismos que manejan cuestiones relacionadas con la toxicidad de las sustancias químicas en el Reino Unido, no se espera que se generen efectos adversos en la exposición al metanol para los niveles hallados en una dieta de frutas y verduras, tanto los que ocurren naturalmente como los que se generan a partir de los niveles permitidos de aspartamo.

Respuesta a preguntas

¿Cómo se elabora el metanol?


En los entornos industriales, el metanol se produce en forma sintética a través de un proceso de múltiples pasos que involucra el uso de gas natural y un proceso llamado “reforma con vapor”. Anteriormente, el metanol se producía por la destilación de madera, razón por la cual se llamaba alcohol de madera. La destilación de madera es el proceso en el cual se calienta madera para formar carbón y vapores. Los vapores se condensan y se acumulan para formar un líquido pardusco, creando el metanol.


¿Cuál es la diferencia entre el etanol y el metanol?


El metanol es tóxico, y es una de las sustancias químicas que pueden usarse en cantidades pequeñas para desnaturalizar el alcohol (también conocido como etanol) y evitar que las personas beban productos de etanol, como enjuague bucal y mezclas de combustible.


¿Por qué el aspartamo contiene metanol? ¿Es peligroso?


Cuando se digiere el aspartamo del edulcorante artificial en el organismo, se descompone en metabolitos de fenilalanina, ácido aspártico y metanol. Si bien el metanol puede ser tóxico en altas cantidades, las cantidades que se producen por la digestión del aspartamo en el organismo son inferiores a la exposición probablemente producida por muchos alimentos “naturales” que contienen metanol, como las frutas y verduras. Según la Sociedad Americana contra el Cáncer, beber un litro de gaseosa dietética con aspartamo lleva al consumo de 55 miligramos (mg) de metanol, en comparación con la cantidad considerable de 680 mg de metanol que se produce en un litro de jugo de frutas.